San Juan, Puerto Rico. 26 de noviembre de 2016.- "Ha pasado a la inmortalidad el más grande e influyente latinoamericano del siglo 20 cuya verticalidad, visión y pasión siempre servirán de inspiración a los que aspiran a una América Latina más justa, más libre y más digna.

Puedo dar testimonio personal de que fue el más leal e incondicional amigo y aliado de la independencia de Puerto Rico, fiel discípulo de Bolívar y Martí.

Al pueblo cubano y a todos los que en nuestra América y en la humanidad entera aspiran a la justicia extendemos un abrazo solidario."